martes, 7 de agosto de 2007

Un periodista, un juez y un honorable charlatán


Un juez de Getxo acaba de emitir una sentencia de ésas que de tanto en tanto nos revuelven el estómago y nos hacen preguntarnos por qué diablos nacimos en este país, habiendo casi 300 Estados en la ONU.

Resulta que Luis Alfonso Gámez, periodista del diario El Correo publicó en su blog Magonia, el 27 de julio último, un post en el que denunciaba los contenidos alienantes de una serie "documental" escrita por el afamado fabricante de misterios J.J. Benítez, serie emitida nada menos que por la cadena pública TVE.

Relata Gámez que en la serie se vierten sandeces como afirmar que existen pruebas de que el hombre convivió con los dinosaurios, que un poder mágico llevó por los aires las estatuas moais a la Isla de Pascua, que Jesús se sentó en el Coliseo Romano años antes de que el edificio existiera, que seres venidos de otra galaxia levantaron las Pirámides de Egipto, o que los astronautas de la misión Apollo 11 encontraron ruinas extraterrestres en la Luna.

La demanda de J.J. Benítez contra Gámez se basaba en las afirmaciones de éste en el sentido de que "su negocio (el de Benítez) se basa en la mentira, el engaño y la tergiversación" (sic). Realmente, vista la larga trayectoria como fabulador delirante de Benítez, los calificativos de Gámez son apenas un pálido reflejo de la realidad. Bueno, pues al parecer el señor "ufólogo" sintió mancillado su honor y tiró por la vía judicial, y ahora un señor magistrado le ha dado la razón: el honor de J.J. Benítez había sido vilipendiado por el periodista que se había atrevido a señalar con el dedo en público que el rey de los charlatanes se paseaba desnudo.

Por cierto y hablando de reyes, parece que la reina Sofía es ferviente lectora de Benítez, lo cual no deja de sorprender en una persona de la que se dice es gran amante de la cultura en general y de las artes en particular, y a la que se describe como singularmente interesada al parecer en la arqueología, ciencia incompatible por lo demás con las fantasías del escribidor intergaláctico.

A Gámez le han puesto 6.000 euros de multa que sin duda contribuirán a lavar el honor de Benítez, pero que de nuevo dejan la justicia española a la altura del betún. Es una vergüenza que elementos como Benítez campen por sus fueros embaucando zopencos y que encima lo hagan desde la televisión pública, la que sostenemos todos con nuestros impuestos; pero lo que ya resulta inconcebible es que desde una instancia judicial se le proteja cuando alguien le llama embustero y denuncia sus mixtificaciones.

Claro que éste es el país en el que un grupo de viejos vestidos con faldas negras insisten en que en las escuelas se siga enseñando que un hombre muerto en una cruz hace 2.000 años era hijo de un dios, que resucitó a los tres días de estar muerto y que ahora anda un poco más arriba de las nubes mientras a su alrededor unos jóvenes con alas tocan arpas y violines, al lado de un señor muy viejo con barba blanca y una paloma que en realidad es un espíritu, y santo por añadidura.

Quizá vivan todos juntos en las ruinas que al decir de J.J. Benítez encontraron los astronautas del Apollo XI al llegar a la Luna.

4 comentarios:

imagina dijo...

El problema que en mi opinión tenemos, nos es tanto que en la televisión (el canal que sea) tengan entre sus profetas de las ondas, al energúmeno J.J. Benítez o al conductor del Aquí hay tomate o a los contertulianos (la mayoría periodistas) de los programas varios de basura/amarilla (o lo que es peor al Pemán del PP, Sánchez Drago), sino que los jueces como el que mencionas o el que juzgó a los policías que interrogaron a los débiles mentales que agredieron a todo un ministro del gobierno o los que aceptaron a trámite la demanda del PP contra el Estatut catalán, etc. etc., representan al último estamento institucional, que tiene entre sus responsabilidades velar por el Estado de Derecho.

Por eso digo, grito una vez más:

¡Los jueces me provocan alarma social!

Editor dijo...

Pues tienes razón, los hay que provocan alarma social y algunos hasta verdaderos incendios sociales.

En materia judicial en España sigue funcionando aquello de quien tiene padrinos, se bautiza. Y si además tienes dinero y eres de derechas, seguro que vas a salir adelante en cualquier pleito.

Byut dijo...

Lo mismo el J.J. Benitez tiene razón. Después de leer esto empiezo a pensar que este juez lo mismo es un extraterrestre.

joder! y visto algunas de las últimas sentencias igual no es el único. Nos estaran invadiendo??

;P

Anónimo dijo...

Que pena por la justicia española.

Al que deberían multar es a JJ Benitez por vender sus cuentos como si fueran relatos con algo de verdad , de esa manera llevando al error a muchas personas .