jueves, 20 de octubre de 2011

La privatización de la sanidad catalana, el mayor robo de la historia de España




En un episodio de la serie "House", el presidente del Consejo de Administración del hospital donde trabaja este médico, tan poco convencional en el estándar estadounidense de su profesión, le reprocha irritado que use caros procesos de exploración en pacientes sin recursos. "Usted trabaja aquí para hacer ganar dinero a los accionistas", escupe venenoso el ejecutivo. House pone cara de sorpresa y replica: ¡Anda! ¡Y yo que pensaba que era  médico!".  

Pronto, escenas como esta podrán tener lugar en la Sanidad Pública catalana. De hecho ya está sucediendo solo que de manera ilegal con los llamados "recortes sanitarios", primera fase de una muy planificada destrucción del sistema de salud público catalán, hasta ahora el mejor de España y tal vez uno de los mejores de Europa.

Desde que se formó el actual gobierno catalán los "recortes" se han estado llevando a cabo a la brava, solo para tantear el terreno. Pero ayer el gobierno catalán mostró por fin sus cartas y habló de un plan para privatizar íntegramente el sistema, troceándolo en 20 porciones que se administrarán de modo independiente como empresas con ánimo de lucro. Cada uno de los pedazos será entregado a una empresa privada constituida ex profeso (en realidad, una tapadera de las mutuas privadas y otros operadores interesados en la destrucción de la sanidad pública en su propio beneficio). El objetivo a alcanzar es que cada uno de los pedazos desmenbrados no solo sea autosuficiente financieramente, sino sobre todo que permita ganar dinero a los propietarios de la empresa gestora. Por tanto y por increíble que parezca, se reconocerá legalmente el "derecho" a lucrarse con la salud de quienes seguiremos cotizando mensualmente para mantener el sistema y somos por tanto sus legítimos propietarios, sus verdaderos y únicos accionistas. Estamos pues ante el MAYOR ROBO LLEVADO A CABO EN LA HISTORIA DE ESPAÑA.  Latrocinio gigantesco y no solo desde el punto de vista ético, sino también por la cuantía del botín y el número de atracados: un verdadero récord Guinness universal.

El desmembramiento de la sanidad pública catalana significa además la condena a muerte inapelable para innumerables pacientes que a partir de su puesta en marcha serán desatendidos por no ser rentables: los ancianos, los crónicos y asistidos, los enfermos terminales y aquellos con diagnósticos de enfermedades graves que exijan intervenciones costosas y largos tratamientos posteriores, serán expulsados sin remisión del sistema de salud. A todos se nos exhorta ya a dirigirnos a las mutuas privadas, verdaderas beneficiarias de este atraco indecente. En breve, la salud volverá a ser cosa de ricos.

Tengo entendido que Jiménez-Villarejo, el antiguo fiscal Anticorrupción, ha propuesto acciones penales contra quienes están pergeñando (y comenzando a ejecutar) este latrocinio descomunal. La vía penal es posiblemente la última línea de defensa legal frente a ellos, aunque dudo de su eficacia dados los intereses económicos en juego. Seguramente habrá que recurrir a otros métodos más contundentes. En todo caso, lo que no podemos hacer es esperar de brazos cruzados a que nos hayan robado cuanto hemos construido y seguimos construyendo con nuestro dinero.

Para empezar, una sugerencia: cuando alguien proponga en un medio, una emisora de radio por ejemplo, el "copago sanitario", coja el teléfono y llámele LADRÓN. Porque lo que estará proponiendo ese tipo es cobrarle dos veces por un mismo servicio, y eso es un delito tipificado en el código penal: se llama ESTAFA. Y si quien lo propone es un político o funcionario público, tiene la agravante de PREVARICACIÓN.

10 comentarios:

Anónimo dijo...

Este documento, que ha sido desvelado convenientemente por una mano interesada, estaba cantado desde que nombraron conseller al presidente de la patronal hospitalaria.

Ahora lo filtran para que después, cuando privaticen y lo hagan mas suavemente, les demos gracias por lo buenos que son.

El primer paso será el REPAGO, y como no será SUFICIENTE porque la avaricia es mucha, pues entonces se tendrán que quedar con todo, pero en dos etapas.

Y a pesar de la movilización del 15O, la sociedad entera está desmovilizada, y van a tener puente de plata para hacer y deshacer.

Saludos
Leonardo Ramos

pena dijo...

Cuesta entender que no salgamos, a millones, a la calle para eviter que nos entierren antes de la hora, o somos tan burr@s, que nos da igual.

Proust dijo...

Sólo quiero decir que entré ayer y he entrado hoy a este magnífico blog de Joaquim "Aventura en la Tierra", sin pedir permiso, pero sin tener que mostrar a la puerta ni la identidad ni el certificado de buena conducta. Se agradece.
Me he alegrado encontrar aquí a gente que considero estupenda. He oído decir alguna vez que es preferible la calidad a la cantidad.
Me queda manifestar que siempre que el tiempo me lo permita será reincidente volviendo.
Lo que no puedo garantizar es que me atreva a opinar ya que creo que no estoy a la altura de tan ilustres participantes.
Un saludo, amigos.

Anónimo dijo...

Que conste en acta: La anterior Consellera de Salud de la Generalitat ya habló de copago. Yo también.
La sanidad, sobre todo se financia a traves de los presupuestos generales.
Hablar de estafa no es correcto. Cosa diferente es que podamos discrepar de la medida. Es como si habláramos de estafa cuando pagamos un peaje en la autopista.

Joaquim dijo...

Gracias, Proust, celebro que te encuentres a gusto aquí.

"Anónimo": no parece tan difícil entender que cobrar dos veces por un mismo servicio es un fraude, robo en román paladino. Que conste en acta también.

"La sanidad, sobre todo se financia a traves de los presupuestos generales". Evidente. Y ahora explícame de dónde sale el dinero que nutre los Presupuestos Generales del Estado: pues de nuestros bolsillos, hombre, a través de los impuestos que pagamos los ciudadanos. Es decir, de lo que aportamos los asalariados al declarar rentas del trabajo, que constituyen el 80 por ciento de los ingresos de Hacienda.

¡Estos neoliberales todavía nos intentarán hacer creer que los servicios públicos son gratis total, una concesión graciosa de nuestros políticos!

Anónimo dijo...

Querido Joaquim, me parece que lo del copago sanitario y su más que probable privatización no va a ser cosa exclusiva de Catalunya.

En todas y cada una de las CC.AA. donde mande la derecha nos irán ordeñando las perras de los bolsillos según es su costumbre.

Estos canallas no privatizan las partes pudendas de sus progenitoras porque no ven ganancia alguna en ello. De lo contraroi, lo harían con sumo gusto y provecho.

Un saludo.

Anónimo dijo...

Joaquim, que el termino REPAGO haya hecho más o menos fortuna no quiere decir que detras de el esté la verdad absoluta. ¿ Acaso el que determinadas atenciones o prestaciones sanitarias no esten incluidas en la seguridad social no es una forma indirecta de repago ? ¿ Acaso la expulsión, también indirecta, de afiliados que pueden pagarse sus operaciones o actos médicos en la privada, no es otra forma de repago ? ¿ Acaso el pago del 40 % ( en general ) de los medicamentos no es una forma de repago ? ( De hecho, determinadas practicas de rehabilitación no dejan de ser una forma de medicación, pero en este caso gratuitas ).
¿ Acaso está escrito en alguna parte que la manutención de un enfermo hospitalizado tenga que ser gratuita ?
El servicio nacional de salud está financiado por los presupuestos generales pero, no parece muy dificil entender que cantidad de personas creen que la sanidad la pagan con sus aportaciones mensuales, a traves de su nómina, a la S.S., es pues, en este sentido que también existen gran cantidad de servicios que pagamos a traves de nuestros impuestos y que a la hora de utilizarlos, volvemos a pagar.
Y más alla de interpretaciones subjetivas de cada cual, si, al final, de lo que se trata es de recaudar o destinar más recursos a la sanidad, se aumentan las cuotas empresarial i obrera a la SS, amén de mayor aportación a traves de los presupuestos y se acabó el pleito, el robo, la discusión y la estafa. Eso si, podremos decir com satisfacción que no existe el copago ni el repago.

Joaquim dijo...

Yo es que alucino con los neoliberales:

"Acaso está escrito en alguna parte que la manutención de un enfermo hospitalizado tenga que ser gratuita?"

¿Pero cómo va a ser "gratuita" la manutención, la radioterapia o las cuñas para hacer pis si el paciente hospitalizado ya ha pagado por todo eso y por mucho más, mediante su aportación individual a los ingresos del Estado vía cotizaciones directas a la Seguridad Social y a través del impuesto directo que grava las rentas del trabajo, el IRPF?

Lo volveré a repetir tantas veces como sea necesario: el REPAGO, es decir el que alguien te cobre dos veces por un bien o un servicio, es una ESTAFA de manual, y si quien lo promueve es un servidor público está cometiendo PREVARICACIÓN.

Incluso un economista neoliberal debería ser capaz de entender conceptos tan sencillos.

Anónimo dijo...

Pues nada, al juzgado, compañero.
Que tontería con las etiquetas y el neoliberalismo.
La radioterapia no es algo que el enfermo tenga que costearse, lógicamente. En casa no suele ser un gasto habitual. La alimentació sí.
Sólo hace falta darse una vuelta por paises con gobiernos nada neoliberales.
Al que mezcla las gasas, la palangana o la quimioterapia con la comida, yo, no lo etiquetaré.
Y de cojer el rábano por las hojas sabemos todos, Joaquim. Al fin y al cabo lo que he dicho no es ningún despropósito, en absoluto. Y querer enmarcarlo en algo producto de una política neoliberal es absurdo.
Por cierto, en Catalunya, con el carburante, ¿ no se pagan unos céntimos más que en el resto ( no sé si en todo ) de España, que va a parar directamente a la sanidad pública ? ¿ Eso no es repago ?
Una pregunta, si un enfermo por las razones que fuere ( atención, cercanía familiar, comodidad etc. ) se decide que tienen que proseguir su hospitalización en su domicilio, cabe suponer que su manutención se la costeará el mismo, entonces, ante que estamos ¿ un escándalo, una iniciativa de un perturbado neoliberal, o una normalidad absoluta ?. Claro que también pueden darle en metálico el importe de sus comidas.
Tampoco es necesario ser economista para ver que, no estoy hablando de que el paciente tenga que asumir ningun coste generado, derivado u ocasionado por la dolencia o enfermedad. Desde la ambulancia que traslada a un convaleciente con mobilidad reducida para su rehabilitación o consulta hasta lo que una pueda imaginarse.
Otra cosa, cunado hablo de la hipótesis de pagar la comida, no estoy hablando de pagarla a precio de mercado, esto no es un negocio. Para entendernos, + - a precio de costo, esto es, 2-3 € por decir algo.

Dejémonos, pues, de cliches.

Joaquim dijo...

No te preocupes, "compañero" Anónimo, no tardarán mucho en iniciarse acciones judiciales por parte de colectivos afectados contra las medidas fraudulentas y prevaricadoras del autodenominado "Gobierno de los mejores" (Artur Mas dixit), o de los "más mejor chorizos", como diría el Tío de la Vara de José Mota.

Aunque seguramente la vía judicial no sirva de mucho ante el poder del dinero, y resulten más eficaces las movilizaciones en la calle contra las políticas neoliberales ultrareaccionarias.
Salud, "compañero", que nos va a hacer falta a todos los que no podemos pagarnos estancias en hospitales de Houston (donde de todos modos no resuelven nada que no hayan podido resolver en Vall d'Hebron o similares: véase el caso Rocío Jurado).

Por cierto, "Anónimo", sácame de una duda: ¿en las clínicas privadas norteamericanas dan de comer a la carta o te llevas el bocadillo de casa?.